La reina de belleza del Líbano a la que le quitaron la corona por haber hecho un viaje a Israel

A principios de agosto, la modelo Amanda Hanna ganó el título de Miss Emigrante Líbano 2017 en el que participaron mujeres de origen libanés  provenientes de distintos países.


La joven nació en el Líbano, pero reside en Suecia, por lo que cuenta con las dos nacionalidades.

Sin embargo, la felicidad le duró poco. Es que las autoridades de su país de nacimiento advirtieron que en 2016 había visitado Israel con su pasaporte sueco. Por ese motivo, directamente decidieron quitarle la corona.

Amanda visitó Israel en el marco de un viaje de estudios.

"Después de comunicar nuestra decisión con el Ministerio de Turismo de Líbano, se decidió que se le quite el título a Hanna debido a su visita efectuada a Israel, cosa que constituye una violación a las leyes de nuestro país", comentó la organización por medio de un comunicado.

Después de su viaje a Israel, Hanna compartió su experiencia a través de Facebook y reconoció que le cambió su visión con respecto al estado judío: "Estaba equivocada".

"He conocido gente que ha llegado a estar cerca de mí y que me ha desarrollado en particular como persona. Ha sido un viaje maravilloso y estoy increíblemente feliz de haber participado ", agregó.

En el Líbano el contacto con israelíes está prohibido penalmente e incluso existe el riesgo de prisión.

No obstante, no es la primera vez que ocurra un hecho de este tipo.

En 2015, la representante libanesa en el concurso de Miss Universo casi pierde su corona nacional después de haberse tomado una selfie con la representante de Israel.

Fuente: Infobae
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario